Llamado de Amor y de Conversión del Corazón Doloroso e Inmaculado de María
17 Julio 2017

Queridos hijos de Mi Corazón Inmaculado, Mi Hijo Jesús ha venido al mundo con un mensaje de paz, de conversión, con una invitación a la conversión y al cambio de corazón; su mensaje fue rechazado, hasta el punto de que el rechazo humano lo llevó a la Cruz. Pero, ahora, Mi Hijo, que es Misericordia Eterna, me envía como Madre a transmitir a su pueblo los últimos Llamados de Amor y de Conversión, para que su mensaje no sea olvidado. 

Hijos, muchos se preguntan: ¿por qué tantos mensajes? Hijos Míos, una madre no se cansa de repetir los mismos consejos a sus hijos y Yo soy vuestra Madre; les invito, hijos Míos, nuevamente, a que tomen con mucha seriedad Mis mensajes ¡Vívanlos! ¡Oren! Oren para que Mis mensajes se encarnen en sus vidas, y sean testimonio para los hombres, y sean consuelo para Dios, que está muy ofendido. 

Mis mensajes son del Cielo y deben tomarlos en su corazón con un espíritu de devoción, de piedad, de respeto, pero, sobre todo, con un espíritu dispuesto y humilde. 

Vuelvan su mirada a Nazaret, el día de la Anunciación, y no alejen de sus corazones esta frase: hágase en Mí según su Palabra. 
Les doy Mi bendición maternal: en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén